LEYENDO

Un análisis diez años después del 11M

Un análisis diez años después del 11M

Verónica Sánchez Moreno

La ciudad sevillana de Carmona ha acogido durante este mes de julio, en el marco de los cursos de verano de la Universidad Pablo de Olavide (UPO), el IX Curso Internacional sobre Terrorismo Yihadista. Bajo el subtítulo “La amenaza diez años después del 11M”, esta cita organizada por los profesores Manuel Ricardo Torres Soriano y Javier Jordán Enamorado, del Grupo de Estudios sobre Seguridad Internacional (GESI), en el que se ha analizado el fenómeno del terrorismo yihadista, ha congregado a académicos y profesionales que han asistido durante tres días a conferencias en las que, de la mano de reputados expertos, se han tratado temas que han ido desde los voluntarios extranjeros en la yihad siria, hasta la expansión del terrorismo yihadista en África, pasando por Egipto, el ciber-yihadismo o la figura del lobo solitario

El alto número de asistentes, más de 60, ha hecho que, como ya sucediese el año pasado, los tres días del curso se desarrollasen en el Hotel Alcázar de la Reina, ante la imposibilidad de que alguna de las salas de la sede de la Universidad Pablo de Olavide en Carmona tuviese espacio suficiente. En el salón Puerta de Sevilla del hotel carmonense inauguró Javier Jordán la primera jornada con su “estudio comparado sobre el terrorismo yihadista en Estados Unidos y Europa”.

De Estados Unidos a Siria pasando por los lobos solitarios
El profesor de la Universidad de Granada señaló que, de los 114 incidentes terroristas desarticulados durante el periodo de su estudio, de 2001 a 2013, 39 se han producido en Estados Unidos y 75 en Europa, así pues, “tendemos a asociar el problema del terrorismo con EEUU, cuando no es así”. El método terrorista preferido para los mismos fueron los explosivos caseros y tan sólo en un cuarto de los incidentes terroristas, alguna de las personas encargadas de llevarlos a cabo habían pasado por un campo de entrenamiento, lo que explicaría que estos intentos de atentar hubieran sido fallidos y el 46% era una célula vinculada a una organización terrorista. Al respecto, señaló Jordán, es importante tener en cuenta que los “atentados tienen impacto estratégico y más si es una organización importante la que está detrás, porque tienen capacidad para hacerlo de nuevo”. Cuenta el profesor tres variables a tener en cuenta en los atentados: la respuesta policial; la agenda política, ya que no todos los grupos terroristas tienen como prioridad atentar en Europa, muchos de ellos pretenden extender su influencia en las áreas de las que proceden, y, la última, la capacidad de las organizaciones.

El lugar de celebración del cursoLa siguiente conferencia corrió a cargo de Robert Wesley, presidente de Terrorism Research Initiative, que abordó el papel de los voluntarios extranjeros en la yihad siria en la que, señaló, ha habido más de 12.000 voluntarios de 80 países. Así pues, los datos aportados por Wesley databan entre 2.000 y 4.000 extranjeros luchando del lado chií en las facciones del régimen, en el que los más numerosos serían los miembros de Hezbollah y, del otro lado, más de 10.000 en las facciones sunitas de la oposición, entre los que se encontrarían los miembros del Estado Islámico de Irak y el Levante (EIIL). Mientras los extranjeros que combaten del lado del régimen provienen en su mayoría de Francia, Reino Unido y Rusia; los que lo hacen en la oposición lo hacen del Medio Oriente. Por otro lado, el perfil de los combatientes extranjeros que provienen de Europa sería el de un hombre, de entre 18 y 30 años, inmigrante de segunda o tercera generación y con poca o ninguna formación militar previa. Wesley hizo especial hincapié en la porosidad de la frontera entre Líbano y Siria, que permite que los combatientes de Hezbollah pasen de un lado a otro sin problema.

Marcelo Rech, director del brasileño Instituto InfoRel de Relaciones Internacionales y Defensa fue el último de los ponentes de la mañana, centrando su conferencia en el terrorismo en Brasil. Según Rech, el gobierno de este país “no cree que pueda ocurrir un atentado dentro de sus fronteras ni en ningún país vecino”, tanto es así que no hay una legislación sobre terrorismo. Y señaló la relación de Brasil con Siria y Líbano, teniendo en cuenta que en el país sudamericano hay 15 millones de personas descendientes de estos países de Oriente Medio.

La tarde se encargó de abrirla José Luis Serrano Merino, del Centro Nacional de Coordinación Antiterrorista (CNCA), que presentó el plan de lucha contra la radicalización en España, actualmente en estudio por el Consejo de Ministros. Según Serrano, este plan estratégico, eficiente, nacional y coherente con la Estrategia Nacional de Seguridad, “cumple las directrices de la Unión Europea en la lucha contra la radicalización y el extremismo violento” y se enfocará en tres áreas: prevenir, vigilar y actuar, dando “respuesta a una necesidad”.

Y Mario Toboso, inspector de los Mossos D’Esquadra y autor del libro “Lobos deManuel R. Torres durante su intervención Occidente”, se encargó de poner el punto y final a la primera jornada del curso con una conferencia en la que trató la figura del lobo solitario en el terrorismo yihadista. Durante la misma explicó que se utiliza el término “lobo solitario” con demasiada frecuencia en casos en los que los terroristas no son tales. “¿Qué entendemos por lobo solitario en terrorismo yihadista?”, preguntaba Toboso. Éste debe cumplir algunas premisas: actuar de forma individual, no recibir ningún tipo de apoyo logístico, no depender jerárquicamente de un grupo terrorista y haber sufrido un proceso de radicalización. Y advertía el inspector que contaminar el concepto y saturarlo mediáticamente hace que aumente la incertidumbre y la ratio de falsos positivos, así como que haya un efecto contagio.

Ciber-yihadismo, África, Egipto y el terrorismo homegrown
El segundo de los días del IX Curso de Terrorismo Yihadista dio comienzo con el análisis del perfil y actividades de los ciber-yihadistas españoles que llevó a cabo el profesor de la Universidad Pablo de Olavide, Manuel R. Torres. Éste señaló durante la conferencia, basada en su libro “Al Andalus 2.0”, que el ciber-yihadismo es una tendencia en alza y clasificó a los ciber-yihadistas en conversos; vinculados con organizaciones formales y operadores. “El ciberespacio genera un falso sentimiento de anonimato que fomenta una verdadera desinhibición on line”, afirmó Torres. Y explicó a los asistentes que, aunque los ciber-yihadistas toman medidas de seguridad para no ser detenidos, a su vez hacen gala de un exhibicionismo digital que les delata en la mayoría de las ocasiones.

El teniente coronel Jesús Díez Alcalde (izq) y Javier Jordán (drcha)A continuación el teniente coronel Jesús Díez Alcalde, analista del Instituto Español de Estudios Estratégicos (IEEE) trató en su conferencia la reacción de la Unión Europea frente a la expansión del terrorismo yihadista en África. Según el teniente coronel hay tres principales amenazas de África: el crimen en los conflictos abiertos, el crimen organizado que genera financiación para el yihadismo y el terrorismo yihadista. “Nunca la solución a estos problemas es militar”, afirmó el analista del IEEE, “debe haber detrás un proceso de conciliación”. Y la prevención desde la Unión Europea debe ir enfocada a las condiciones por las que se generan los santuarios yihadistas en África. Éstas son la ausencia de Estado y del imperio de la ley; las fronteras sin control; el subdesarrollo y la desigualdad; los conflictos étnicos y religiosos y la emergencia humanitaria. “Nuestra seguridad está a 800 kilómetros de nuestras costas”, afirmó categórico el teniente coronel. “Más seguridad, más democracia y más desarrollo para África porque será lo mismo para Europa”.

El encargado de cerrar la mañana fue el profesor Javier Argomaniz, del ‘Centre for the Study of terrorism and Political Violence’ de la escocesa Universidad de Saint Andrews, que trató la evolución de la cooperación antiterrorista en la Unión Europea. Según Argomaniz los ataques del 11M y el 7J han servido para que se hayan cambiado las políticas antiterroristas de la UE, ya que antes de los mismos el terrorismo se vería como un asunto interno de los estados pero ahora la amenaza yihadista se ve como “un fenómeno transnacional que necesita colaboración entre organismos nacionales”. Esta coordinación reforzada ha generado una respuesta multifacética con combinación de medidas antiterroristas, pero también una saturación de actores. Así pues, la UE se enfrenta a desafíos como la coordinación interna o la implementación de medidas.

La tarde dio comienzo con la conferencia “Egipto: el estado contra los Hermanos Musulmanes” del periodista freelance en Oriente Medio, Julio de la Guardia. De la Guardia explicó que en el desalojo de las acampadas islamistas pro Mursi el 14 de agosto de 2013 se produjo un uso desproporcionado de la fuerza por parte de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado egipcio. “Las Fuerzas Armadas decidieron acabar con las acampadas a pesar de las reticencias mostradas por la comunidad internacional”, explicó el periodista, “porque tenían miedo de que prendiesen la mecha de una guerra civil como en Siria y por el tráfico de armas, drogas y explosivos en la Península del Sinaí”. Así pues, se produjo una “estrategia de criminalización contra los Hermanos Musulmanes encaminada a legitimar el uso de la fuerza”.

La siguiente ponencia corrió a cargo del profesor de la Universidad de Zurich Lorenzo Vidino y trató sobre el terrorismo homegrown (autóctono) en Italia y las posibles lecciones para España. Según Vidino, la historia del yihadismo en ambos países es similar y, aunque coincide con el profesor Torres en el aumento del ciber-yihadismo, señala que el número de yihadistas en España o Italia están muy por debajo de los de otros países como Bélgica o Francia, como lo demuestra el número de combatientes procedentes de cada lugar que van a Siria.

Y cerró el segundo día la consejera política de la embajada de Estados Unidos, Amy Tachco, que habló sobre los desafíos que plantea el terrorismo yihadista para su país. Así pues, Tachco puso de especial relevancia el esfuerzo que están haciendo por desarticular células que operan en Internet, poniendo en marcha un equipo de alcance digital para contrarrestarlas. Y señaló que el presidente Obama “ha propuesto un nuevo fondo de alianzas contra el terrorismo de hasta 5.000 millones de dólares”.

Punto y final con el Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas
El 9 de julio, última de las jornadas del curso, comenzó con la conferencia sobreCarola García Calvo durante su intervención radicalización y contrarradicalización del catedrático de la Universidad de Barcelona Joan Antón Mellón. “La radicalización es un proceso por el cual un individuo o grupo tiende a asumir puntos de visa políticos intransigentes y doctrinarios”, explicó Mellón. Y señaló que existen diferentes fases en el proceso de radicalización: extremismo activista, violencia y terrorismo. “Las problemáticas derivadas del islamismo radical y del yihadismo deben enfocarse como cuestiones sociológicas y no religiosas”, concluyó el catedrático.

Por su parte, Carola García Calvo, investigadora del Real Instituto Elcano presentó el estudio realizado junto con el profesor Fernando Reinares, “Pautas de radicalización e implicación de los yihadistas condenados o muertos en España, 1996 – 2012”. La investigadora explicó que todos los individuos del estudio eran varones, en su mayoría jóvenes, con familia a su cargo, extranjeros (8 de cada 10) y con niveles educativos diversos. Puso especial hincapié en la relevancia de las prisiones a la hora de la radicalización, ya que allí individuos detenidos por causas menores pueden ser captados para la “causa yihadista” y en que la radicalización es un fenómeno homegrown en nuestro país. Asimismo señaló que todos los individuos del estudio se implicaron en células o estructuras estables con jerarquía interna y la creciente importancia de Cataluña y Ceuta como centro de radicalización en España.

Finalmente, el general Francisco Gan Pampols, director del Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (CIFAS) realizó la clausura del IX Curso sobre Terrorismo Yihadista, tratando el tema del conflicto sirio. “Hay demasiados actores con intereses en Siria”, afirmó el general, “hay que reducir el número de actores a tres: Irán, Arabia Saudí y la comunidad internacional; así como simplificar los intereses”. Puso de especial relevancia el general Gan tanto el que ninguna de las partes, ni el bando gubernamental ni la oposición, son capaces de imponerse; como el desastre humanitario en Siria, “hay que resolver el conflicto y evitar que la gente muera de hambre”, afirmó categórico. “Se deben estabilizar los frentes y a partir de ahí elaborar hojas de ruta sobre lo que se puede conseguir”, concluyó el director del CIFAS.

 


  1. […] Wesley, presidente de Terrorism Research Initiative, señalaba el pasado mes de julio, durante el IX Curso sobre Terrorismo Yihadista de la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla y el Grupo de Estudios sobre Seguridad Internacional […]

  2. […] el IX Curso Internacional sobre Terrorismo Yihadista, celebrado el pasado mes de julio en la ciudad sevillana de Carmona, expertos como el profesor de […]

  3. […] amenaza diez años después del 11-M” es el título de esta edición del Curso Internacional sobre Terrorismo Yihadista, ¿cuál y cómo es el nivel de amenaza yihadista en España actualmente? Ahora mismo, si no fuera […]